Opt In Image
Padelazo en tu email
Suscríbete al boletín

Noticias, reportajes, crónicas, entrevistas… No te pierdas nada. La mejor información de Padelazo en tu email.

Terminada la final del Miami Padel Masters 2017, Sanyo Gutiérrez lo expresa con nitidez en el micrófono oficial de World Padel Tour: “Es el mejor compañero que he tenido”. El elogio no es gratuito y forma parte de un discurso que eleva al sevillano tras otra actuación estelar: “A Paquito le estoy viendo crecer, cada vez se hace más completo de cabeza, de juego. Hay momentos en los que sólo hay que seguirlo, que acompañarlo, dejar que él juegue, que haga lo que se le pasa por la cabeza porque cuando juega bien, cuando está suelto de cabeza, es de lo mejor que he tenido a mi lado”.

 

Y, en efecto, la final encumbra a Paquito Navarro, protagonista de un sublime ejercicio de templanza, inteligencia táctica y madurez que desarma a sus rivales, los números uno (7-6 y 6-3). Él y Sanyo abrochan la segunda prueba de la temporada y confirman las sensaciones que ofrecieron en el Open de Santander.

 

 

Final Miami Padel Masters 2017

 

El camino hacia la gloria en Miami es extremadamente complicado. Este primer Master World Padel Tour de 2017 se disputa al aire libre, en Lummus Park, y añade como dificultad extra un tremendo vendaval y una moqueta de bote irregular, dos elementos que condicionan el juego y convierten cada partido en un desafío de adaptación.

 

CRÍTICAS DE BELA A LAS CONDICIONES EN MIAMI

 

Las sorpresas se suceden en el cuadro principal y eleva a parejas como la formada por Ale Galán y Juan Cruz o Aday Santana y Álvaro Cepero, dos duplas que despliegan su vuelo hasta las semifinales.

 

Así llegan a la final del Miami Padel Masters 2017

 

Los números uno, Fernando Belasteguin y Pablo Lima, en cambio, no admiten rebelión alguna. Mantienen su desempeño habitual, firme y con mucha autoridad, y no ceden ni un set para alcanzar la gran final (6-1 y 6-3 a Raúl Díaz y Raúl Marcos; 6-4 y 6-4 a Víctor Ruiz y Gonzalo Rubio; 7-6 y 6-4 a Cristian Gutiérrez y Franco Stupaczuk y 7-6 y 6-3 a Juan Cruz y Alejandro Galán).

 

Por el otro lado, los triunfadores del Open de Santander, Paquito Navarro y Sanyo Gutiérrez, se ven exigidos sobremanera en su trayecto y deben superar escollos que amenazan seriamente con despeñarles antes de tiempo (6-3 y 6-2 a Uri Botello y Fernando Poggi; 6-3, 6-7 y 6-2 a Gaby Reca y Javier Concepción; 6-3 y 6-4 a Jordi Muñoz y Pablo Lijó y 6-2, 6-7 y 6-4 a Aday Santana y Álvaro Cepero).

 

Crónica Final Miami Padel Masters 2017

 

Con los focos alumbrando la central en Lummus Park, el viento sigue reclamando protagonismo y agita la final del Miami Padel Masters 2017. La moqueta, además, multiplica el enigma y complica los esquemas.

 

La foto finish resuelve el primer acto

 

Ambas duplas, números uno y dos, se ven las caras tras la final del World Padel Tour Santander Open. El escenario y las circunstancias cambian; el hambre, sin embargo, es el mismo.

 

ASÍ FUE LA FINAL DEL WPT SANTANDER OPEN 2017

 

Bela y Lima tratan de estrenar su palmarés en la temporada. Paquito y Sanyo buscan el segundo para confirmar lo que apuntaron en territorio cántabro.

 

El esquema en Miami es muy distinto al de la primera final. Defender aquí es una epopeya y el break, casi una quimera. Conscientes de que el globo es una vía de escape muy arriesgada, ambas parejas se apoyan en su servicio para dictar el ritmo y gobernar con mucha autoridad.

 

No hay opción alguna de quiebre en el arranque. Los números uno resuelven en blanco 5 de los 6 juegos al saque que tienen en esta primera manga. Tampoco Sanyo y Paquito ofrecen dudas cuando sirven.

 

Al resto, la pareja hispano-brasileña busca atajar hacia la red con un Lima hiperactivo que achica pista de inmediato. Pero sus rivales, firmes en la cinta, aceptan el cuerpo a cuerpo y frenan cada acometida.

El tie break es la vía para resolver el ajustado primer parcial. En Santander, inesperadamente, Bela y Lima se despeñaron en el duelo sobre el alambre del tercer y definitivo set. Ahora, en Miami, de nuevo sobre el desfiladero, los números uno vuelven ser sorprendidos por sus contrarios.

 

Sanyo y, sobre todo, Paquito manejan el ritmo durante toda la muerte súbita y se procuran una primera ocasión de cerrar el set. Una bola dudosa supone la victoria parcial de unos o la esperanza de otros. Un 4-7 o un 5-6. Resuelve el juez árbitro a favor de Belasteguin y Lima y el traspié amenaza con cambiar el escenario cuando los favoritos reaccionan y nivelan el encuentro (6-6).

 

No hace mucho esta situación hubiera abierto una grieta en el dique psicológico de la pareja hispano-argentina. La definición de este acto, en cambio, muestra su mutación, un cambio radical apoyado en la madurez de Navarro. Porque es el sevillano quien emerge, pide pista, valiente, imperial, y como ya hiciera en Santander, resuelve el tie break con dos eléctricas acciones. Primero, devuelve por cuatro metros un remate de Bela que no tocaba. Después, saca, manda desde la red y pega para cerrar el set (7-6). ¡Sublime!

 

Paquito y Sanyo remontan y despegan

 

El apoteósico final de la primera manga da paso a un segundo acto más abierto. Bela y Lima buscan devolver el golpe. Salvan su primer saque (1-1) y consiguen algo inédito hasta el momento. Un delicioso resto de drive de Lima, en paralelo, pilla a Paquito y abre la puerta de la rotura al servicio del sevillano de Bullpadel. Una volea de Sanyo directamente al cristal de fondo propicia el break (1-2).

 

Con el saque de Bela, consolidan la conquista y abren brecha (1-3). Con el set encarrilado y las presentes condiciones de juego, a los números uno les basta con sostenerse desde el servicio para igualar el partido.

 

Pero la mutación de Paquito y Sanyo es una magnífica realidad que confirman también en este complicado escenario.

 


Lejos de abandonarse, de caer en la precipitación, de elegir lo que no toca, el español y el argentino se agarran al partido con mucha cabeza. Y lo hacen desde la calma de Paquito quien, ajeno a las dificultades con el viento y la pista, raya la perfección. De los cuatro, es el sevillano el único que domina el globo con precisión y lo hace de manera magistral. No es una cuestión baladí pues supone una vía de escape de incalculable valor en esta final del Miami Padel Masters 2017.

 

Ese experto manejo, su paciencia para construir desde el fondo y su eléctrico despliegue junto a la cinta desfigura a sus rivales. “Hay momentos en los que sólo hay que seguirlo, que acompañarlo, dejar que él juegue, que haga lo que se le pasa por la cabeza porque cuando juega bien, cuando está suelto de cabeza, es de lo mejor que he tenido a mi lado”. Las palabras que Sanyo regala al terminar el duelo encuentran su absoluto sentido en este tramo.

 

Así, en el sexto, dos errores de Lima y dos grandes aciertos de Paquito Navarro devuelven el break, ¡en blanco!, al saque del brasileño (3-3).

 

Bela y Lima acusan el golpe. El acelerón de los pupilos de Ramiro Choya, en cambio, no se detiene. En el octavo, otra rotura les sitúa a un palmo del triunfo. Con Belasteguin, errático, fuera de foco; el despliege de Lima se vuelve estéril. Tres acciones certifican el quiebre. Un bajada de pared del de Pehuajó, tan extraña como arriesgada, se estrella en la red. Sintomático, ni siquiera se lamenta. Un globo de Bela, también, se queda corto y lo pulveriza Sanyo. Y, por último, otro globo del argentino número uno que se le marcha al cristal.

 

Esa rotura (5-3) anuncia la gloria para Sanyo y Paquito que culminan su brillante encuentro con saque propio en el noveno (6-3).

 


Así, Miami entrega su segundo entorchado de la temporada a Paquito Navarro y Sanyo Gutiérrez y confirma su cambio radical.

 

De allí, en cambio, salen los números uno con algunas dudas, la necesidad de redefinir su juego y encontrar respuestas al nuevo desafío de sus oponentes.

 

Siguiente parada: A Coruña.

 

 

Video Completo Final Miami Padel Masters 2017

Si te ha gustado la noticia, ¡anímate y compártela!
¡Compártelo!
Pin It