Los nervios están a flor de piel. La proximidad de la fecha en que expira el actual contrato de World Padel Tour con los jugadores, la parsimonia de algunos de ellos para aceptar un nuevo acuerdo y los movimientos de Fabrice Pastor han agitado a los organizadores del actual circuito profesional de padel.

 

La guerra del padel ha estallado y el manejo de la comunicación interna, por ahora, es el campo de batalla en el que se libra un duelo que puede ser decisivo.

Lo tiene claro Estrella Damm, la propietaria de World Padel Tour, que toma medidas para defender su proyecto tras cinco años al frente y darle continuidad ante la amenaza de un nuevo circuito promovido por Fabrice Pastor.

 

Puedes conocer aquí algunas de las diferencias entre el proyecto WPT y el de Monte-Carlo International Sports.

 

World Padel Tour vs Monte-Carlo International Sports: 6 claves de dos alternativas excluyentes

 

Claves de los movimientos de World Padel Tour

 

Lo cierto es que, sobre el papel, la posibilidad de que surja un nuevo circuito profesional de padel es una oportunidad interesante para el colectivo de jugadores. No sólo porque amplía la oferta sino porque, al mismo tiempo, les confiere a ellos una mayor fuerza negociadora.

 

Esto parece saberlo mejor la organización que los propios protagonistas. Le basta recordar a Damm el papel de los jugadores para hacer caer el circuito Padel Pro Tour en 2012.

 

Setpoint Events (la organizadora de World Padel Tour) es consciente de que dialoga con un colectivo dividido. Hay jugadores ‘fieles’ a WPT, los hay que llevan el sello MCIS, hay indecisos y expectantes. El discurso de WPT para todos ellos tiene un denominador común incuestionable: el crecimiento del padel profesional desde que asumieron la organización del circuito. A esa premisa, sin embargo, la organización le añade matices en función del segmento del colectivo de jugadores al que se dirija: advertencias, amenazas y complicidades.

 

Advertencia a los jugadores

 

El pasado 11 de julio, tras la disputa del Master de Valencia, la organización del circuito envió una carta a los jugadores con una clara prohibición. El escrito, al que ha tenido acceso Padelazo.com, va firmado por el propio director de WPT, Mario Hernando, y en él informa que, a partir del próximo torneo, “no permitiremos el acceso a personas que hayan intentado dañar la imagen del WPT a la zona exclusiva reservada para los jugadores y jugadoras y sus invitados”.

 

El motivo de esta decisión son las presentaciones a varios jugadores y jugadoras que Monte-Carlo International Sports hizo de su proyecto deportivo durante el desarrollo de la prueba valenciana. Un hecho que ha provocado un gran malestar en el seno de WPT.

 

Lo expresa claramente Hernando en su comunicado en el que incluye dos advertencias a los jugadores. La primera es que, en caso de que algún jugador facilite entradas a alguna de las personas ‘non-gratas’, “se adoptarán las medidas legales que procedan”.

 

El otro aviso del directivo, que cumple dos años al frente del circuito, es que “si algún compañero no ha actuado con la misma lealtad que define al grupo durante la celebración del pasado Master de Valencia, todo, antes o después, termina sabiéndose y sin duda tendrá su lógica respuesta”.

 

En ambos casos, la comunicación del director de WPT apunta en la misma dirección: tratar de marcar diferencias y aislar a los jugadores afines al proyecto de Fabrice Pastor del resto del colectivo.

 

mario-hernando-2.-presentacion-world-padel-tour-2018-1-1-1170x658

Foto: WPT.

 

Acusaciones

 

Para el circuito, los movimientos de Pastor son “una maniobra de provocación, iniciada hace ya muchos meses, para enfrentar al colectivo de jugadores y jugadoras con WPT sin olvidar el daño continuo al prestigio del Circuito, clave para ganar la consolidación y la confianza de sedes y patrocinadores”.

 

Sin duda, la amenaza del magnate monegasco es una realidad para el proyecto World Padel Tour. El CEO de Monte-Carlo International Sports lleva dos años tomando posiciones. Ha organizado una de las pruebas oficiales, ha creado un circuito complementario para jóvenes promesas (Fabrice Pastor Cup), ha fichado jugadores, ha establecido relaciones (con jugadores, con marcas, con clubes y con federaciones), se ha posicionado como una figura destacada en el padel profesional hasta estar en disposición de llevar a cabo su propósito principal, el que tenía cuando el circuito le abrió las puertas y que ha sido el motivo por el que se la han cerrado: tomar las riendas del padel profesional.

 

Antes de seguir, puedes leer aquí el desencuentro de Pastor y World Padel Tour.

 

World Padel Tour y Fabrice Pastor: crónica de un desencuentro anunciado

 

La organización cortó relaciones hace ya meses. Ahora, ante el inminente peligro, quiere hacer partícipe a los jugadores, mostrarles que el empresario monegasco no vela por sus intereses hasta el punto de perjudicarles durante una de las grandes pruebas del año. Es lo que persigue con el mensaje que desliza en el comunicado en el que Setpoint Events acusa a MCIS de tratar de “arrebatarle el foco de interés mediático (?) al Master (de Valencia)” y desestabilizar “la concentración de los jugadores que lo disputaban” lo que, según apunta, “es una falta de respeto grave al Circuito Profesional y a todos sus integrantes, incluidos vosotros, los jugadores, o muchos de vosotros”, apunta Hernando.

 

Estabilidad frente a castillos en el aire

 

Algunos jugadores que van a firmar la renovación con World Padel Tour sostienen, en privado, que uno de los argumentos de peso que ha decantado su decisión es la indefinición del proyecto de Fabrice Pastor. La incertidumbre les pesa. El temor a que el interés del empresario sea temporal y que no haya un proyecto sólido a largo plazo (“¿quién dice que no se aburre y se va a los dos años?”, afirman algunos jugadores a esta web y que prefieren permanecer en el anonimato”).

 

No hay certezas de que no sea así como tampoco de lo contrario. Ni en el caso de Pastor ni en el de Estrella Damm. La principal baza del de Monte-Carlo es su pujanza económica y la organización de pruebas como el Master de Monte-Carlo o la Fabrice Pastor Cup. Frente a ello, Damm exhibe el músculo de seis años al frente de un circuito profesional en pleno crecimiento.

 

En esa comparación incide la propia organización en su discurso. “WPT es un Circuito profesional en el que participan más de 100 profesionales en cada torneo (sumados el personal fijo y externo) que, con su trabajo y el apoyo de cuantiosas inversiones empresariales del Grupo DAMM, ha conseguido situar el pádel en el mejor momento de su historia”.

 

Lo subraya así el propio Mario Hernando que trata de despejar cualquier duda a los jugadores que pudieran tenerlas y les señala el que, a su juicio, es el único camino posible: “Esto (World Padel Tour) es una realidad. Es presente y tiene sólidas bases para el futuro; el resto no deja de ser palabrería”.

 

mario hernando director general world padel tour

Foto: WPT.

 

Una cuestión de ética

 

En la misiva, Mario Hernando resalta la gravedad de los hechos ocurridos en Valencia (la presentación a jugadores por parte de MCIS que, según indica, incluso dificultó el buen desarrollo del master) y apela a los principios éticos de las empresas para criticar la falta de ellos en su competidor.

 

Está en su derecho el directivo aunque su queja, en este caso, siendo procedente no parece consecuente con la manera en que se produjo el cambio de circuito a finales de la etapa PPT. Debería saberlo ya el dirigente.

 

En diciembre de 2010, Padel Pro Tour, la mercantil que explotaba el anterior circuito profesional de padel, trató de renovar acuerdos con los jugadores ante la finalización del contrato vigente fechada para el 31 de diciembre de 2012. No lo tenía fácil dada la situación complicada que tenía con los jugadores por acumulación de deudas y una clara discrepancia de éstos hacia la gestión de la mercantil.
En cualquier caso, mientras la entidad propietaria del circuito trataba de negociar la continuidad con algunos jugadores, según se recoge en un fallo judicial (la célebre sentencia 204), la Asociación de Jugadores Profesionales de Padel junto con Damm SA y Show Marketing (socia de PPT e integrante del Consejo de Administración) idearon la promoción y organización de un nuevo circuito una vez finalizara el de PPT.

 

Pero no sólo lo idearon sino que, según reza en la sentencia judicial, “presentaron precontratos, para su firma, a los jugadores partícipes en el circuito organizado por la actora (PPT)”. Todo ello con contrato en vigor con Padel Pro Tour.

 

La primera sociedad que gestionó World Padel Tour (temporada 2013) se denominó Circuito Profesional de Padel AJPP SL. Según el magistrado en la argumentación de su sentencia, se constituyó aparentando que era únicamente de AJPP (de los jugadores) aunque en realidad estaban presentes Show Marketing y una sociedad del grupo Damm. El motivo de esta argucia fue tratar de evitar los derechos de preferencia, tanteo y retracto de PPT a la que ni le facilitaron los nuevos contratos suscritos con jugadores ni los pactos existentes entre las empresas del nuevo circuito, pese a que estaban obligados legalmente.

 

Más allá de las consideraciones legales (la sentencia ordenó paralizar WPT aunque un pacto extrajudicial impidió su efecto), hoy Hernando invoca unos “principios éticos de cualquier compañía que se precie de ser profesional”, que, sin embargo, no parece que estuvieran presentes en aquella época.

 

#YosoyWorldPadelTour

 

El circuito WPT ha decidido anunciar las adhesiones al nuevo contrato. Lo está haciendo, de momento, sólo en Twitter y bajo el hashtag #YosoyWorldPadelTour. Maxi Sánchez, Álvaro Cepero, Sanyo Gutiérrez, Franco Stupaczuk, Godo Díaz y Juan Martín Díaz son los jugadores que aparecen públicamente dando su apoyo a la renovación del actual circuito.

 

Ninguno de los seis jugadores está patrocinado por Fabrice Pastor. Ninguno ha querido esperar a conocer con detalle el proyecto del empresario.

 

renovacion-jugadores-circuito-world-padel-tour

 

La cuestión es que, pese a todo, la pugna entre WPT y MCIS no ha trascendido a la opinión pública en su plenitud. Desde ese punto de vista, el uso de ese hashtag por parte de la organización no debería ser necesario. ¿Hay otra opción diferente a #YosoyWorldPadelTour? Hasta ahora, no. Mucho menos para el gran público, de momento, poco atento a los movimientos que se producen más allá de los focos. El problema es que el mensaje que desprende el hashtag sí insinúa la posibilidad de que existe la opción #YonosoyWorldPadelTour.

 

El 12 de julio (un día después de la misiva de Hernando), el propio Belasteguin, en una llamativa coincidencia (lo publicó el mismo día que Juan Martín anunció su renovación con WPT), ha empleado el hashtag #yosoyespartano acompañando a una publicación suya sobre un entrenamiento de boxeo en el que participó.

 

 

Precedente distinto pero peligroso

 

El 23 de octubre de 2013, un juez de Primera Instancia de Madrid ordenó la paralización de World Padel Tour. Lo hizo en la citada sentencia 204 que reconoció el derecho de Padel Pro Tour a poder optar a organizar el circuito profesional de padel.

 

La sentencia 204: claves del litigio PPT – AJPP que amenaza al padel profesional en España

 

Aquel fallo judicial quedó en nada porque WPT y PPT alcanzaron un acuerdo extrajudicial que permitió a Estrella Damm continuar al frente de World Padel Tour, a través de Setpoint Events, y dio carpetazo a la maltrecha Asociación de Jugadores Profesionales de Padel (AJPP), pieza clave en el vuelco que sufrió el padel profesional.

 

Acuerdo en el padel profesional: World Padel Tour y Padel Pro Tour entierran el hacha

 

En aquel entonces, los jugadores estaban enfrentados a los organizadores (mantenían deudas con ellos y discrepaban de varios aspectos de la gestión, entre otros temas). Fueron ellos quienes inclinaron la balanza e hicieron buena la propuesta de Damm.

 

Hoy la situación es muy diferente a entonces. Los jugadores no mantienen un conflicto irreversible con el circuito más allá de desencuentros puntuales y reconocen, en general, el crecimiento que el padel profesional ha experimentado bajo el impulso de Estrella Damm.

 

Sin embargo, la organización no olvida (porque se sirvió de ello en su día) la fuerza que el colectivo tiene si actúa como tal. Aunque no parece que sea el caso esta vez. Las respuestas de los jugadores a este dilema son individuales.

 

final-portugal-padel-master-2017

Foto: WPT.

 

Exclusividad

 

Setpoint Events cierra la puerta a la opción de que coexistan dos circuitos profesionales de padel simultáneos. Es lógico por su parte.

 

Por ello, limita o condiciona la participación de los jugadores en otras competiciones.

 

Así, en su nuevo contrato, establece una cláusula por la que “los jugadores clasificados entre el 1 y el 20 tendrán exclusividad absoluta de participación en los torneos organizados por WPT, mientras que los clasificados entre la posición 21 en adelante podrán jugar cualquier torneo cumpliendo las normas WPT”.

 

En este sentido, autoriza expresamente para todos los jugadores, sin distinción de ranking, “un total máximo y exclusivo de cinco (5) campeonatos no organizados por WPT por cada año del presente contrato y sin afectación al calendario de WPT”: Campeonato de España, de otros países por Equipos, el Campeonato de Europa, el Mundial de Selecciones y el Torneo Sudamericano.

 

Los jugadores, en España, no podrán participar en exhibiciones, cuadrangulares y/o actividades o torneos promocionales en los 30 días anteriores y en los 15 días posteriores en la misma ciudad de celebración del torneo WPT o en otra que se encuentre a menos de 250 kilómetros de ésta (fuera de España, el plazo de esta restricción se amplía a 60 días anteriores y 30 posteriores).

 

La organización incluye en el acuerdo que, para el jugador, la participación en el circuito WPT es prioritaria.

 

willy-lahoz-y-pablo-lijo-campeones-joma-cabrera-del-mar-challenger-2017

 

Rescisión de contrato

 

También quiere evitar Setpoint Events la posibilidad de que los jugadores puedan rescindir su vinculación con WPT. Por ello, según lo estipulado en el nuevo contrato, World Padel Tour sólo permite que el jugador rescinda el mismo si decide retirarse oficialmente del padel.

 

En ese caso, la organización impone que el jugador no podrá participar más en “torneos, campeonatos y pruebas de padel ajenas al Circuito WPT que sean competencia del Circuito WPT”.

 

Si lo incumple, el jugador tendrá que indemnizar a la organización con una cantidad que sea el doble de los premios recibidos en su etapa como jugador de WPT.

 

En cambio, Setpoint Event sí podrá poner fin al contrato cuando decida abandonar la explotación directa del circuito y únicamente deberá avisar al jugador con una temporada de antelación.

 

fabrice-pastor-paquito-navarro-y-fernando-belasteguin

Foto: MCIS.

 

Tanteo

 

En el nuevo contrato que Setpoint Events ofrece a los jugadores establece un derecho de tanteo preferente que obliga al jugador, en caso de recibir o negociar una oferta para jugar en otro circuito, a comunicarlo la organizadora de WPT en un plazo de 30 días para que puedan igualar la oferta. Una protección lógica y de sentido común que, sin embargo, no se respetó en 2012.

 

Son, por tanto, días cruciales tanto para World Padel Tour como para el padel profesional. La apuesta de Damm, de momento, es clara: todo o nada. Enfrente, tiene un adversario que ha maniobrado hasta poner en riesgo el proyecto del grupo cervecero. En juego hay mucho más que una competición deportiva.

 

¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address