Hubo lágrimas en los cuartos femeninos del WPT Menorca Open 2019. De alegría y liberación, pero también, de rabia y frustración.

Esta penúltima ronda ofreció trepidantes pugnas y, tras ellas, grandes noticias para este tramo final de la temporada.

La principal es que las gemelas Sánchez Alayeto están de vuelta. No es sólo el regreso de Mapi tras su lesión, sino la recuperación de su juego, la reaparición de su estilo, la reivindicación de su jerarquía.

Las aragonesas derrotaron a las números uno en un partido monumental y se adentran en sus primeras semifinales del curso juntas. La consecuencia de este triunfo, tras la victoria de Las AS, es una renovada incertidumbre en la carrera por el número 1 del ranking femenino.

Cuartos de final femeninos WPT Menorca Open 2019

El Pabellón Menorca albergó los duelos de cuartos femeninos del Estrella Damm Menorca Open 2019. Ahí, en la central, se despeñaron las favoritas y cogió vuelo la pareja 3 en casa.

En la pista auxiliar, la revelación del año sobrevivió a la exigente estación de Patty y Eli y Las AS le restaron distancia a su meta.

Las gemelas Sánchez Alayeto empiezan a reclamar su sitio

mapi-sanchez-alayeto-cuartos-femeninos-estrella-damm-menorca-open-2019
Foto: WPT.

El partido dejó dos grandísimas noticias, ambas conectadas entre sí. Una la dictó el marcador: fue el brillante triunfo de las gemelas. De la otra se encargó el juego: la recuperación de las Sánchez Alayeto para aspirar a todo en este tramo final del curso.

El duelo, inédito aún a estas alturas, fue una preciosa confrontación de estilos. Las números uno exhibieron su capacidad de sostenerse atrás y de generar un asfixiante volumen de juego. Las hermanas, por su parte, mostraron su habitual ambición de gobernar el partido, su empeño en dominar la red e imponer el ritmo.

Así, Mapi y Majo firmaron un primer set primoroso con hasta 10 opciones de rotura, incluyendo cuatro bolas de set a favor.

No pudieron aprovecharlas porque el rigor defensivo de sus rivales es estratosférico. En este sentido, la actuación de Martita Ortega, diana preferente de las zaragozanas, fue sublime. Sostuvo toda la ofensiva rival, se descargó hacia la red en cuanto pudo y abrió juego para que su compañera, hoy más aislada, pudiera irrumpir.

Las Martas, que superaron alguna amenaza durante el primer acto, encontraron un resquicio en el undécimo y quedaron a merced de su propio saque para cerrarlo (6-5). Lo impidió la fenomenal reacción de las gemelas que consiguieron un break providencial para alcanzar el tie break.

Sobre el alambre, con todo igualado, fueron las número uno, in extremis, quienes aprovecharon su opción para inclinar de su lado el marcador (7-6).

En el segundo capítulo, las aragonesas, que no acusaron el golpe, aceleraron de inicio y con una rotura se adelantaron. Tardaron poco sus contrarias en corregir la desventaja (2-2).

Pero las pupilas de Jorge Martínez, estupendas, no se vencieron nunca. Mantuvieron su despliegue, insistieron sobre Ortega y encontraron dos roturas, una en el séptimo (4-3) y la otra en el noveno que sirvió para que se hicieran con el segundo set (3-6).

El resultado era fruto del dominio de las de Zaragoza, que mantenían su persistencia ofensiva y la claridad de su plan de juego. Sufrían Las Martas porque no lograban que Marrero se conectara al tremendo despliegue que firmaba Ortega.

marta-ortega-cuartos-femeninos-estrella-damm-menorca-open-2019
Foto: WPT.

Empezaron en el tercero con un break las favoritas. Se apuró Mapi en dos acciones que, ante la tremenda igualdad del pulso, significaron una rotura (1-0).

Desperdiciaron las Sánchez Alayeto una oportunidad de devolver el golpe en el segundo y permitieron que sus rivales consolidaran la conquista (2-0).

En el quinto, las pupilas de Juan Alday tuvieron opción de quiebre pero sus adversarias se agarraron con todo a la pista (3-2). Emergió Majo, imperial por arriba, como nunca en toda la temporada, revitalizada con su hermana al lado. Sobre su dictado en el sexto, consiguieron el break y volvieron a subirse a la ola al consolidar la conquista (4-3).

No hubo tregua en este formidable duelo, hurtado durante todo el año, recuperado al fin para lo que queda.

Fue Martita Ortega quien protagonizó la ofensiva final. La madrileña regaló una exhibición sobrecogedora, irreductible en la defensa y atrevida en momentos concretos. La aparición puntual de Marrero en el noveno las elevó hasta el break (5-4).

La avalancha de las gemelas sobre la red, desde el resto, para evitar el cierre fue sensacional. La defensa de sus rivales, abnegada. El resultado fue vibrante. Majo, sublime a un lado; Marrero, portentosa, al otro. Hasta cinco opciones de break necesitaron las mañas para poder alcanzar la rotura y poner a salvo sus aspiraciones (5-5).

A esas alturas, las hermanas tenían ya su victoria particular, por más que el encuentro aún no tuviera ganadoras. Tras 10 meses sin competir juntas, desplazadas en el ranking, Mapi y Majo les gritaron a todos y, en especial, a sí mismas, que estaban de vuelta.

Pero las aragonesas no se quedaron en el esfuerzo. Consolidaron la rotura en el undécimo y redondearon su brillante remontada con un break final que les coronó con el triunfo (5-7).

Tras la última bola, se derrumbó Mapi sobre la moqueta porque las emociones, de alguna manera, pesan y a ella se le derramaron encima todas de golpe tras el calvario que ha sufrido durante 10 meses. La sostuvo Majo, inseparable, infatigable.

Las Sánchez Alayeto están en su primera semifinal del curso juntas tras vencer a las número uno. Pero, lo más importante, es la manera en que lo han conseguido, con su imperturbable vocación de mandar incluso cuando el camino se les puso cuesta arriba.

Ahora se enfrentarán a Paulita y La Portu.

Mientras, Las Martas, despedidas ya del torneo, descuentan días para la siguiente prueba y tiran de calculadora para ponderar la amenaza que se cierne sobre su trono en el ranking.

  • Resultado: Alayeto – Alayeto a Marrero – Ortega (7-6 y 7-6).

Las AS no desaprovechan la oportunidad

alejandra-salazar-ariana-sanchez-cuartos-femeninos-estrella-damm-menorca-open-2019
Foto: WPT.

Saltaron a la pista conociendo la derrota de las números uno, dispuestas a aprovecharlo como un factor más de motivación. Alejandra Salazar y Ariana Sánchez, por títulos, por ranking, quedaron como principales favoritas al título, por más que la dificultad sea máxima.

Carolina Navarro y Ceci Reiter, sus rivales en el cruce de cuartos, se lo recordaron en el primer set. Las AS consiguieron abrir brecha pero no se separaron de la pareja hispano-argentina, que está en un gran momento de forma.

Carol y Ceci, finalistas en el Challenger de París, se agarraron, apuraron sus opciones aunque no les alcanzó para recortar la distancia (6-4).

En el segundo acto, la pareja 2 comenzó con un break para situarse con un 3-0. Pero sus ilustres adversarias reaccionaron y acortaron, otra vez la brecha. Ale y Ari, muy serias, no dieron más opciones y finiquitaron el duelo con autoridad (6-2).

Las AS confrontarán sus opciones en semis al empuje de Triay y Sainz.

  • Resultado: Sánchez – Salazar a Navarro – Reiter (6-4 y 6-2).

Paulita y La Portu sobreviven sobre el alambre

ana-catarina-nogueira-paula-josemaria-cuartos-femeninos-estrella-damm-menorca-open-2019
Foto: WPT.

El ranking anunciaba batalla en el enfrentamiento directo de las parejas 4 y 5. Pero, además de ello, Paula Josemaría y Ana Catarina Nogueira tenían claro antes de empezar que de la estación de Patty y Eli no se sale fácil.

Ni siquiera cuando consiguieron demarrar en el primer set con un break a favor encontraron alivio. Pese a la ventaja, la pareja revelación de la temporada no pudo despegarse de sus contrarias porque de Patty y Eli nadie se despega del todo con independencia de lo que indique el marcador.

Así pues, las de Neki Berwig redujeron la brecha a nada y se sostuvieron hasta el tie break. Sólo ahí, sobre el alambre, cedieron (7-6).

Pero la pareja 4 no guarda piedras en la mochila y afrontó el segundo set como si comenzase el partido. Así, en el inicio, encontraron el camino del break para ponerse en ventaja (4-2) pero la perdieron pronto ante la reacción de sus contrarias (4-4).

Así que, también el tie break planteó la solución en este segundo set. Y ahí, de nuevo, Paula y La Portu supieron aprovechar mejor sus opciones para hacerse con el triunfo tras dos horas y media de partido (7-6).

Las ganadoras se medirán en semifinales a las Sánchez Alayeto.

Resultado: Nogueira – Josemaría a Amatriain – Llaguno (7-6 y 7-6).

Triay y Sainz sonríen en casa

gemma-triay-cuartos-femeninos-estrella-damm-menorca-open-2019
Foto: WPT.

Inédito era el partido que enfrentó a la anfitriona Gemma Triay y a Lucía Sainz con las jóvenes Bea González y Delfi Brea. Ofrecía una oportunidad a ambas parejas para seguir creciendo.

A las favoritas, que acaban de cambiar de entrenador de nuevo (ahora están en manos de Rodri Ovide), porque les podía llevar de vuelta a unas semifinales que no visitaban desde hacía tres torneos (las últimas fueron las de Mijas).

A las aspirantes, porque llegan tras ganar el Challenger de París, y no han pisado juntas esa instancia de la competición.

Triay y Sainz comenzaron mejor. Más pausadas, encontraron pronto un break para demarrar de inicio con un 3-0. Se aprovecharon de la precipitación inicial de sus rivales, tan impulsivas como desacertadas.

Pero su debilidad, en cuanto aparece el acierto, se convierte en una gran fortaleza. Bea y Delfi se sientan cómodas en el caos y, desatadas, resultan una amenaza incontenible.

Así encontraron el tino y devolvieron el golpe con dos breaks consecutivos para firmar un parcial de 4-0 que las situaba por delante (4-3).

Pero Gemma y Lucía, veteranas, volvieron a domar el juego. Muy solidas, con la barcelonesa a los mandos, recuperaron lo perdido y se quedaron a un palmo de amarrar el set desde el resto (5-4).

La pareja hispano-argentina salvó cuatro bolas de set en contra a lomos de una Bea inmensa pero no pudieron conseguirlo en la quinta y cedieron (6-4).

El tercer set comenzó del mismo modo. Lucía y Gemma se distanciaron, de nuevo, con un parcial de 3-0 pero la diferencia, esta vez, estaba en la respuesta de sus rivales.

El último tramo del set anterior descubrió varios errores consecutivos de Delfi. La joven jugadora argentina comenzó a mostrarse incómoda en la pista, requirió la asistencia médica por “falta de aire”, según explicó, y acabó retirándose, entre lágrimas, con un marcador de 4-0.

Gemma y Lucía, muy sólidas en su juego, alcanzaron así las semifinales. Se jugarán el derecho a pelear por el título en casa ante Las AS, a quienes no han ganado aún.

Resultado: Triay – Sainz a González – Brea (6-4 y 4-0 retirada por lesión).

¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address