Vamos a empezar por el principio, cuando cogimos la primera pala y echamos nuestro primer partido. Muchas y muchos hemos comenzado jugando en la pista de nuestra urbanización, o en la de alguna amiga o amigo; con una pala prestada o de 20€ de esas azules o naranjas que se ven tanto del Decathlon. Pues ¡eso es lo normal! Te pones cualquier cosa y pruebas un par de veces, y… ¿qué tiene el padel que ya te ha enganchado? O lo odias o te encanta, y lo normal es lo segundo. Muy patoso/sa tienes que ser para no volver a probar, aunque hay de esos/as, no creais.

El siguiente paso ya es de gigante. Necesitas unas zapatillas, una pala más decente, ropa, un paletero, una muñequera, y todo lo que se te ocurra. Y empiezas a comprar:

La ropa de pádel

Falda: Las chicas buscamos una con la que pasemos desapercibidas, lo más discreta posible. Antes vendían unas de un tejido de poliéster sin elastano que, de un año a otro, ya no te valían si engordabas un poco. Pero ya las han dejado de hacer, menos mal, porque eran incomodísimas. Yo me compré una, la primera, y a la semana siguiente volví a comprarme otra de elastano. Además ya no era tan modosita, ya era de color más atrevido.

Camiseta: Suele ser el polo clásico, en color básico, blanco o negro, todas tenemos alguno.

Vairo-Sonic-Lady1 pala pádel

Zapatillas: las más baratas posibles, las más bonitas posibles, y por supuesto, por encima de todo, con la suela de pádel, de la que tanto se habla. Si no, no hay zapatillas. Y desde luego, de mi número. Nadie me habló de elegir un número más para prevenir dolores de uñas.

Pala: la primera va en función del presupuesto. Nada de iniciación, yo ya he jugado varias veces y eso ya no es para mí. No devuelvo ni una después de pared, pero en un par de semanas ya lo haré y se me quedará pequeña una de iniciación. Así que, ajustándome al presupuesto, voy a elegir la más bonita que haya. Eso hice, la Vairo 5.1 de 70€ en color blanco, con unas flores moradas preciosas y de nombre Sonic, que aunque no se escribe igual, me la compré por el nombre, que me recordaba a la famosa Dj Sonique, que me encanta.

Paletero: eso sí que hay que elegirlo bien, en eso se tarda mas, no somos tontas y sabemos que eso nos va a durar más tiempo, así que miramos un poco mas. Yo ví la marca Padel Lobb, con ese logotipo tan impactante y quise el paletero en rosa, así que lo pedí por mi cumpleaños. Como mi hermana subía a Madrid, le hice ir a Padelmanía, que por aquel entonces no había casi ninguno por aquí. Tuvo que aparcar casi en mitad de Plaza Castilla, ir a por el paletero con una foto que le había hecho y traermelo a Málaga. Aún lo tengo, y me encanta, fue el primero y todavía no está desbancado por otro.

Esto para las chicas, porque para los chicos, lo puedo resumir en 2 frases:

Van al Decathlon, compran una camiseta técnica de 6€ de algún color que les guste, buscan un pantalón que tengan de deporte, las zapatillas de siempre y la pala que les recomiende algún colega que esté bien.

Bueno, esto puede que funcione o que no, con el tiempo vas descartando y viendo lo que te gusta y lo que no te gusta, lo que estas mas cómodo y lo que no te vas a volver a comprar, y vas viendo la relación calidad-precio de las cosas, que al final, es lo mas importante. Porque hay camisetas de 6€ que le dan mil vueltas a algunas de 30€ y hay otras que tienen su precio justificado, todo hay que analizarlo poco a poco. entrada alfombra verde mi primera equipacion

Lo mejor que tiene el padel estéticamente hablando, es la aceptación del look general para jugar un partido. Un ejemplo. Si vais a la fiesta de vuestra amiga que lo celebra en casa de su novio y aparecéis con un minivestido y tacones, cuando abra la puerta y os vea, os taladra con la mirada. ¿Dónde se cree esta que va vestida así? ¿A robarme el novio?, pensará. Pues simplemente a un cumpleaños, que quizás la ocasión merece que te arregles.

Pero en cambio, si vais a echar un partido, y aún no sabéis mucho y aparecéis con una pedazo de equipación y un palón de 300€, estáis totalmente mimetizadas/os con la situación. ¡Ahí no hay ningún problema! Completamente aceptado el no tener ni idea pero ir bien vestido/a; la ocasión aquí si que lo merece. Es más, cuanto menos sepas, mejor vestido vas; a ver si así, con suerte, intimidas al contrario, se cree que entiendes mucho y encoje el brazo. ¡Esa es la idea!

Y a mí me encanta que sea así, lo que no sería normal es ir de cualquier forma, con lo que cuesta organizar un partido 4 personas a la misma hora, el mismo día, en el mismo club y que haya pista.

¡Poneos guapas y guapos y a jugar!

Buena semana a todas y a todos.

¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address