En el padel como en la vida, hay jugadores y jugadoras de todo tipo. Pacientes e impetuosos. Calmadas y temperamentales. Reflexivos y explosivos.

 

Las emociones afloran durante el juego y, en ocasiones, son bastante difíciles de controlar. Gestionar bien los impulsos, canalizarlos de forma adecuada es un aspecto vital que puede marcar la diferencia entre el triunfo y la derrota. Pero hay quien, en mitad de este tornado emcional, no sólo no logra situarse con viento de colase sino que además se escuda en él para justificar comportamientos y actitudes absolutamente inadecuadas hacia sus rivales.

 

En cualquier circunstancia, con las pulsaciones a 60 o a 120, siempre hay razones para respetar a los adversarios en un partido de padel.

 

Aquí tienes 10 poderosos motivos:

 

[Tweet “10 poderosas razones para respetar (siempre) a tus rivales de #padel.”]

 

respetar-a-tus-rivales-en-el-padel-2

 

Sin rivales no eres nadie (en el padel)

 

Es de perogrullo pero lo olvidamos con frecuencia: no eres nadie sin tus oponentes. Piénsalo bien. Haz la prueba. Ve cualquier día a cualquier hora a tu pista favorita. Asegúrate de que esté vacía y métete dentro con tu pala. La pregunta te asalta sola: ¿qué hago yo aquí? Son tus adversarios quienes dan sentido a eso.

 

[Tweet “Sin tus rivales no eres nadie en el #padel. Ellos te dan sentido. #Respect”]

 

El listón te lo marcan tus oponentes

 

Puedes entrenar la técnica todas las semanas, machacarte el físico todos los días. Pero, en realidad, la verdadera medida de tu progreso la definen tus adversarios. Son ellos o ellas quienes te sitúan, quienes te hacen señalar hacia arriba o mirar hacia abajo. La exigencia de tus contrarios es un poderoso motor para tu motivación, gasolina para tu crecimiento. En el padel, eres quien eres gracias a tus oponentes.

 

[Tweet “La verdadera medida de tu progreso en el #padel la definen tus oponentes. #Respect”]

 

Si no respetas a tus rivales, no avanzas como jugador

 

El respeto a tus adversarios debe formar parte de tus objetivos como jugador. Del mismo modo que tu técnica, tu capacidad táctica y tu preparación física son aspectos siempre a mejorar; la consideración a tus oponentes, el reconocimiento a su esfuerzo deben también ser metas de tu evolución como jugador. Sólo así estarás en mejor disposición de aprender de ellos y ser un jugador más completo. Cualquier rival tiene algo que enseñarte pero debes tener la actitud adecuada para aprender. Menospreciarle no te permitirá valorar lo que te ofrece. Y está claro que no asimilarás aquello que no valoras.

 

[Tweet “Incorpora el respeto a tus rivales de #padel como objetivo a mejorar. Serás mejor jugador/a #Respect”]

 

respetar-a-tus-rivales-en-el-padel-4

 

No te distraigas

 

Convertir a tus oponentes en enemigos, transformarles en víctimas de tu desprecio acaba añadiendo un elemento de distracción en el camino hacia la meta. Tu verdadero objetivo es la victoria… deportiva. La afrenta a tus rivales no es un camino sencillo de alinear con tu ruta hacia el éxito en un partido; todo lo contrario, añade ruido e incrementa el riesgo de que tus esfuerzos se dirijan a una absurda batalla que nunca ganas, puesto que, al final, nada obtienes de ella.

 

[Tweet “El desprecio a tus rivales de #padel añade distracción a tu objetivo. #Respect”]

 

El odio se alimenta de odio

 

Menospreciar a tus rivales, faltarles el respeto, actuar con desprecio hacia ellos genera una peligrosa espiral que puede acabar atrapándote. En ese proceso, tu capacidad de análisis disminuye. La razón cede el paso a la emoción, en este caso, negativa. Ello distorsiona tu habilidad para leer el partido y puede acabar centrando tu atención exclusivamente en tus oponentes. Ahí, cualquier gesto o palabra adquiere un significado diferente que puede provocar una respuesta tuya desproporcionada o inapropiada.

 

[Tweet “Despreciar a tus rivales de #padel genera una peligrosa espiral que puede mermar tu juego. #Respect”]

 

No les ayudes a focalizar su agresividad

 

Una actitud irrespetuosa hacia tus rivales no sólo puede acabar hundiéndote sino también elevando a tus contrarios. Puedes acabar convirtiendo el enfrentamiento deportivo en algo personal para tus oponentes. Y si saben gestionar bien su actitud, ello puede ser un gran elemento motivador para mejorar su rendimiento.

 

[Tweet “Ser irrespetuoso con tus rivales de #padel puede ser un gran elemento motivador para ellos. #Respect”]

 

Tu actitud te define más que que tu juego

 

Eres un jugador potente, poderoso en el remate. O quizá, una jugadora peleona, muy difícil de superar. O te caracteriza un padel muy técnico. O una gran habilidad para la estrategia. Da igual, todo ello acaba oscureciéndose si tu actitud es irrespetuosa hacia tus oponentes. La huella que dejas acaba siendo más poderosa que tu remate, tu capacidad defensiva o tu competitividad. Es un sello del que cuesta luego desprenderse. Respetando a tus contrincantes, te respetas a ti mismo.

 

[Tweet “#Tu actitud hacia tus rivales de #padel puede definirte más que tu propio juego. #Respect”]

 

La mayor victoria no es un resultado

 

¿Cuánto tiempo vas a estar jugando al padel? ¿Cinco años? ¿Diez? ¿Quizá más? En ese tiempo, ¿qué crees que es lo más importante que vas a conseguir? ¿Trofeos? ¿Palas? ¿Un puñado de euros tal vez? Si lo piensas bien, le das perspectiva a ese análisis, al final ¿es realmente importante todo eso? En verdad, lo mejor que vas a conseguir en tu paso por el padel son personas. Las relaciones personales pueden ser tu mayor victoria. Más allá de triunfos, de títulos, de trofeos, de premios, las personas a las que conoces, las personas que incorporas a tu vida, aquellas personas que se aproximan a ti a través del padel, eso es un verdadero éxito.

 

[Tweet “Tu mayor éxito en el #padel no son trofeos sino relaciones personales. #Respect”]

 

respetar-a-tus-rivales-en-el-padel-3

 

Tus rivales hoy pueden ser tus compañeros mañana

 

Ocurre en el padel amateur, en el federado, en el profesional. No hay parejas eternas. Quienes hoy están al otro lado de la red, retándote, midiendo tu nivel, tratando de superarte, puede que mañana estén a tu lado cubriéndote la espalda, tapando huecos en tu campo, ayudándote en tu camino hacia el éxito.

 

[Tweet “#No faltes el respeto a tus rivales hoy. Mañana pueden ser tus compañeros de #padel. #Respect”]

 

No hay triunfo sin respeto

 

Sin respeto a tus rivales, pierdes siempre, más allá del resultado. No importa que el marcador acabe inclinado de tu lado. La consideración hacia tus oponentes, el reconocimiento a su esfuerzo forma parte del deporte. Si no se produce esto, nunca tendrás una victoria plena.

 

[Tweet “Si no respetas a tus rivales en el #padel, nunca tendrás una victoria plena. #Respect”]

 

Estos son sólo 10 argumentos para respetar a tus adversarios en una pista del padel. ¿Estás de acuerdo con ellos? ¿Echas en falta alguno más? ¿Qué experiencia tienes al respecto? Cuéntanosla para poder aprender de ello.

 

[magicactionbox id=”17195″]

¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address