En las últimas décadas una serie de estudios científicos han corroborado que el masaje es una terapia beneficiosa no sólo para relajar sino también para aliviar muchas alteraciones, desde la migraña hasta la depresión o la sinusitis.

En la sociedad actual, en la que las alteraciones psicológicas y fisiológicas causadas por el estrés son las más frecuentes, el masaje empieza a representar un papel importante para proporcionar relajación y bienestar y para mantener una buena salud. No sólo sirve para sentirse a gusto y relajado, sino que nos permite un estado óptimo para afrontar el día a día.

Al trabajar con el Quiromasaje sobre tensiones musculares, ayudamos también a desbloquear líneas energéticas (meridianos de acupuntura) y articulaciones; mejoramos el drenaje de fluidos (linfa y sangre) y optimizamos el funcionamiento de los órganos. Sin olvidar, por supuesto, el efecto equilibrante (relajante o tonificante) que tiene.

Con respecto al masaje deportivo, ya en la Antigua Grecia se decía que el “hombre corriente” nunca apreciaría, ni sabría de las ventajas de un masaje. Al decir “hombre corriente” no se referían a las clases sociales, sino a si hacían deporte o no. Partiendo de la base de que el máximo esfuerzo implica un maltrato al cuerpo, el dolor se manifiesta como consecuencia de algún movimiento traumático o de una lesión en el tejido muscular.

Si el deportista desarrolla cualquier tipo de deporte con algún tipo de lesión, estas microlesiones terminan por ser de carácter permanente. El masaje deportivo permite recuperar una lesión y además es la mejor manera de prevenir dichas lesiones. Las ventajas del masaje deportivo aplicado con regularidad son:

  • Previene lesiones de los músculos y tendones.
  • Reduce la rigidez muscular y la sobrecarga de los entrenamientos.
  • Ayuda a la curación de lesiones cronificadas y pequeñas lesiones agudas.
  • Mejora la contractilidad y potencia muscular, también la circulación, oxigenación y aporte de nutrientes al músculo en el esfuerzo.
  • Evita contracturas, espasmos y sobrecargas en el músculo.
  • Influye de manera psicológica en el rendimiento del deportista.
  • Mejora con garantías la recuperación física del deportista.

En el masaje deportivo también hay que prestarle mucha atención a los estiramientos, es una parte del masaje deportivo y del entrenamiento muy olvidado por los practicantes y los terapeutas deportivos. Gracias al masaje deportivo, el deportista consigue un incremento de un veinte por ciento en el rendimiento, en protección y reduce el estrés; por consiguiente evita sobrecargas inesperadas.

José Antonio Bretones Aldrey. Masajista deportivo, Kinesiólogo, Athletic Trainer. 
Director del Centro de Terapias Manuales y Quiromasaje.
¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address