CampeonAS. La nueva normalidad ya tiene reinas. La mejor pareja del ranking rubricó su inmaculada actuación en el Estrella Damm Open 2020 con un triunfo impecable en la final.

Alejandra Salazar y Ariana Sánchez no dieron opción a sus rivales, Gemma Triay y Lucía Sainz, y finiquitaron el duelo por el título con una autoridad incuestionable.

Una final con claras dueñas

Los precedentes anunciaban una final trepidante, igualada, con dos parejas que llegaban a ese último pulso tras haber firmado unas semifinales fabulosas.

Las favoritas superaron con solvencia el escollo de las combativas Patty y Eli. No les dieron opciones.

NO TE PIERDAS ESTO:   Las AS frenan la carrera de Patty y Eli y se preparan para pelear por el título en Madrid

Las aspirantes desfiguraron a otras de las candidatas, Marrero y Josemaría, las campeonas del Master de Marbella, que cedieron con mucha claridad.

NO TE PIERDAS ESTO:   Gemma y Lucía devoran a las favoritas con una actuación estelar

Sin embargo, la final femenina de este Estrella Damm Open 2020 no cumplió las expectativas. Ale y Ari se mostraron intratables de principio a fin. Gemma y Lucía, en cambio, no encontraron su versión del día anterior.

El parcial de 4-0 con que arrancó el partido radiografió la diferencia en la puesta en escena de las dos parejas.

Triay y Sainz no le encontraban el hilo a un juego que dominaba la agresividad de Ale y Ari. Muy firmes desde el fondo, sin conceder apenas opciones de remate a sus contrarias; y muy afiladas en la red.

En el quinto, las de Rodri Ovide frenaron la hemorragia y, de inmediato, se procuraron un break que las metía de nuevo en el juego (4-2). Pero dos errores inesperados de Lucía impidieron darle continuidad a la reacción y acabaron entregando el saque propio (5-2). Fue la puntilla del set (6-2).

En realidad, la jugadora catalana estuvo incómoda todo el encuentro. Muy lejos de la fiabilidad que mostró en semifinales, Sainz se extravió con demasiados errores.

La reanudación no cambió el relato. Ale y Ari, infalibres, se anotaron un quiebre de inicio cogieron con el que volvieron a demarrar. Los fallos de Lucía mermaron definitivamente su confianza.

Intentaron Gemma y su compañera dirigir el juego hacia la reusense Ariana Sánchez. Buscaban darle respiro a Lucía, evitarle el filo de Ale y, al mismo tiempo, tratar de abrirle juego a la de Mahón. No resultó. Esquivaron en parte a la madrileña pero se toparon con la MVP del torneo. Porque lo cierto es que Ari ha despachado una actuación soberbia de principio a fin. Sin altibajos ni desconexiones. Consistente en el trazo y atrevida en la definición.

Así que los intentos de la dupla de Asics les alcanzó para recortar una de las dos roturas que tenían de desventaja, pero en ningún momento les permitió amenazar el trayecto triunfal de Salazar y Sanchez que se hicieron con la victoria (6-3).

Las de Manu Martín completaron así un recorrido imponente, sin un solo set perdido, que les permite inaugurar el palmarés en este 2020 de manera brillante.

alejandra-salazar-ariana-sanchez-finales-estrella-damm-open-2020
Foto: WPT.
¡NO TE PIERDAS LO ÚLTIMO!
Suscríbete a Padelazo

Recibirás un único boletín a la semana con análisis, crónicas, reportajes… Una forma diferente de contar el pádel.

Invalid email address